Investigar la cadena de mando, demandan Causa en Común y México Unido contra la Delincuencia

Redacción MX Político.- Las organizaciones civiles Causa en Común y México Unido contra la Delincuencia emitieron pronunciamientos en torno a los hechos ocurridos el jueves en Culiacán y en el que cuestionaron la actuación de las autoridades federales.

Ambas coincidieron en que es necesario investigar la cadena de mando de la fallida operación de seguridad que derivó en la detención y posterior liberación de Ovidio Guzmán y la secuela de sucesos violentos que le siguieron. Asimismo exigieron rectificar la estrategia de seguridad, informó apro.

Causa en Común criticó que el secretario de Seguridad, Alfonso Durazo, hubiera cambiado la versión inicial de que se trató de un patrullaje de rutina.

“El secretario refiere que se trató del cumplimiento de una orden de aprehensión. ¿No que había un principio de no mentir? ¿A qué se refieren con que tardó en llegar la orden de aprehensión? ¿Si tardó, entonces por qué procedieron? ¿Otra vez, el recurso es echarle la culpa a un juez?”, preguntó.

También cuestionó la afirmación de que el gabinete de seguridad no tenía conocimiento del operativo. “¿Cómo es posible que no tuvieran conocimiento de que se iba a llevar a cabo una operación de esta magnitud? ¿Para qué sirven entonces las reuniones temprano en las mañanas?”

También objetó la afirmación de que se investigarían a los elementos por incurrir en posibles irregularidades.

“¿Han pensado en las consecuencias que esta transferencia de responsabilidad va a tener en la cadena de mando para futuros operativos? ¿Quién estará dispuesto a participar en labores de seguridad en un gobierno que deja solos e indefensos a los servidores públicos que siguen sus órdenes y se juegan la vida por todos nosotros?

“Debe decirse: es indignante que se pretenda culparlos. En todo caso, se debería investigar a la cadena de mando, lo que no resulta posible, cuando son los propios mandos los que de inicio rehúyen sus responsabilidades más primarias”, acusó.

Las vidas de las mexicanas y los mexicanos, aseveró, no se salvan con exhortos a la concordia, ni dando plazas a secuestradores, ni mucho menos liberando a líderes del crimen organizado que también secuestran comunidades.

En ese contexto propuso al gobierno que haga un alto en el camino, y que asuma su papel frente al crimen organizado que asola nuestro país, tal y como lo establecen las leyes que tienen la responsabilidad de cumplir y salvaguardar.

 

jvg

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto